Assign modules on offcanvas module position to make them visible in the sidebar.

Testimonials

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua.
Sandro Rosell
FC Barcelona President

Per Mertesacker, uno de los futbolistas más carismáticos del fútbol inglés anuncia su retirada del fútbol profesional. El jugador nacido en Hannover, dejará el primer equipo del Arsenal después de 7 años defendiendo el escudo “gunner” pero seguirá vinculado club prestando sus servicios como director técnico en el fútbol base.

“Merte” como le llaman cariñosamente en el vestuario del equipo del norte de Londres, abandona el fútbol profesional al final de esta temporada con 34 años. El alemán debutó en el equipo de su ciudad el Hannover 96, posteriormente paso por el Werder Bremen y finalmente se retirará en Londres.

Sus inicios como futbolista profesional no fueron nada fáciles para él, pero con el paso de los partidos fue ganándose la vitola de ser uno de los futbolistas más talentosos de Alemania. Tras tres años en el primer equipo del Hannover, en la temporada 2006/07 “Merte” dio un paso hacia delante en su carrera fichando por el Werder Bremen.

Mertesacker, llegó al Weserstadion después de disputar un mundial más que sobresaliente con su selección, consolidándose como uno de los mejores centrales de Alemania. A pesar de las diferentes lesiones que sufrió como futbolista generalmente al inicio de las temporadas, el hanoveriano lograría rozar el cielo en la temporada 2007/08 siendo subcampeón de Alemania con el Werder Bremen. Ese mismo verano, volvería a repetir subcampeonato en la Eurocopa 2008 de Austria y Suiza donde la selección española logró superar a Alemania con aquel mágico gol de Fernando Torres. Mertesacker se caracteriza por su alta estatura (1.98) y su contundencia como central pero también, por sus lesiones. Durante su carrera ha sufrido numerosas lesiones que le han privado de rendir a su máximo nivel y en ocasiones de estar juntos a sus compañeros en los momentos importantes de su carrera. Así, en la temporada 2008/09 el Werder Bremen alcanzó la gloria tras proclamarse campeón de la Copa Alemana, algo en lo que Mertesacker no pudo estar presente, ya que, días antes en las semifinales de la antigua Copa de la UEFA mientras se enfrentaba al Hamburgo sufrió una lesión que le dejaría apartado de los terrenos de juego durante un tiempo. La lesión de ligamentos que sufrió le dejo sin posibilidades de jugar la final de UEFA y de la Copa Alemana, algo que dejo muy tocado al futbolista alemán.

Tras recuperarse de su lesión, el sajón disputo una de sus mejores temporadas en lo que a goles se refiere. Su poderío físico y su buen dominio del juego aéreo propiciaron que marcara 5 goles en los 33 partidos que disputo con la casaca bremense, unos números notables que no se repetirían en toda su carrera. Ese mismo año, el Werder Bremen fue subcampeón de la Copa de Alemania a los mandos de Thomas Schaaf uno de los entrenadores más queridos del área metropolitana de Bremen-Oldenburg y que una temporada antes había llevado a su equipo a levantar el título de Copa. Schaaf uno de los entrenadores históricos del fútbol alemán y conocido por su carácter ofensivo y su defensa adelantada dotó a Mertesacker de un plus de calidad que a posteriori, le valdría su fichaje por el Arsenal. El alemán mejoro su juego de pies y logro adaptarse a un estilo de juego tan ofensivo como el que proponía el técnico Mannheim. En las siguientes dos temporadas que defendió la zamarra de los “Die Grün-Weiß” no levantó ningún título pero sorprendentemente, a pesar de ser conocido por su torpeza en 63 partidos solo recibió una tarjeta amarilla, unos números envidiables para cualquier central de primer nivel.

Tras consolidarse en Alemania como futbolista el 31 de Agosto de 2011, el Arsenal de Arséne Wenger lo fichó para formar junto a Laurent Koscielny una de las defensas más sólidas de la Premier League. Con el fichaje por el club “gunner” el alemán dio un paso hacia delante en su carrera. Con los londinenses empezó a disputar la Champions League y empezó a destacar a nivel europeo aún más. Tras dos años rindiendo a buen nivel junto a Koscielny y Vermaelen, en la temporada 2013/14 asumió la capitanía del equipo. Esa misma temporada con Mertesacker en el once el Arsenal puso punto y final a nueve años sin levantar un título. Mertesacker fue el encargado de alzar al cielo de Wembley la FA Cup lograda por los “gunners”. Ese año fue inolvidable para el alemán, ya que, además de ganar la FA Cup logró levantar el título de campeón del mundo con la “Die Mannschaft”.

La siguiente temporada logró disputar 35 partidos y repitió título por segunda vez consecutiva. Mertesacker alzó nuevamente la FA Cup al cielo de Wembley. Tras tocar el cielo otra vez, la temporada 2015/16 fue el inicio de su declive. Las lesiones empezaron a aparecer otra vez y el bajo estado de forma acompañado de una situación convulsa de su club propiciaron que el alemán solo disputara 24 partidos en toda la temporada, situación que se agravaría un año más tarde, ya que, en la última temporada el sajón no disputo ni un solo partido.

Su bajo estado de forma y sus numerosas lesiones han hecho que Per Mertesacker tenga que dejar a un lado el fútbol de élite para dedicarse a otra de sus grandes pasiones, entrenar. Debido a su amor por el Arsenal, recordemos que ha estado 7 años defendiendo su escudo, el club le ha brindado la oportunidad de trabajar en la cantera. Seguro, que con toda la experiencia que atesora le irá bien en su nueva etapa.

Para el recuerdo queda a Andres Montes narrando el mundial de Alemania de 2006 y diciendo: "¿Qué harías si tu hija se presentara en casa con un chico que se llama Mertesacker?". Como diría Salinas, cuidado con Mertesacker. Eso es, cuidado no vaya a destaparse como un gran entrenador. De momento, empezará a progresar desde la cantera “gunner”.

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto