Assign modules on offcanvas module position to make them visible in the sidebar.

Testimonials

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua.
Sandro Rosell
FC Barcelona President

Claudio Ranieri ha vuelto a la Premier League. Más de un año después de haber sido destituido del banquillo del Leicester City y tras una aventura en el Nantes francés, vuelve a la liga inglesa para ocuparse del banquillo del Fulham.

El Fulham que volvía a la Premier league tras 4 años en Championship empezaba de forma decente la temporada, pero tras seis derrotas consecutivas tocaba fondo al verse en última posición con tan solo 5 puntos tras haberse disputado 12 jornadas. Ante esta mala racha, el club decidió prescindir de Slavisa Jokanovic y contratar a “il Padrino” para que consiga la salvación del club londinense.

La llegada de Raniere trae consigo la nostalgia de aquel Leicester City que consiguió ser campeón de liga. Pero, lo cierto es que la llegada de Ranieri a Craven Cottage supone un cambio total en el estilo de juego del Fulham. El Fulham de Jokanovic estaba basado en un intento de juego vistoso y combinativo que les llevó la temporada pasada a conseguir el ascenso, el Fulham de Ranieri se trata de un Fulham en busca de la eficacia. Esto no implica un cambio necesariamente malo, de hecho la situación del Fulham ahora mismo no puede ser peor, si no todo lo contrario, esta eficacia puede traducirse en puntos que es lo que necesita el Fulham para conseguir salir de los puestos de descenso.

Para el aficionado al fútbol inglés, la llegada de Ranieri trae consigo una pregunta: ¿Conseguirá el italiano acercarse a lo que consiguió en Leicester? La respuesta a esta pregunta probablemente sea no, pero lo cierto es que el Fulham se ha construido para hacer algo más que luchar por no descender. El principal problema con el que se va a encontrar Ranieri es con la sangría de goles, ya que el Fulham es el equipo al que más goles le han hecho. Para intentar incentivar a sus jugadores ha prometido invitarlos a hamburguesas por cada partido en el que acaben con la portería a cero, una medida similar a la que ya usó en Leicester pero con pizzas.

Ranieri vuelve a la Premier League en busca de otro milagro, muy distante al conseguido en Leicester, ahora se trata de salvar al Fulham del descenso.

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto