Assign modules on offcanvas module position to make them visible in the sidebar.

Testimonials

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua.
Sandro Rosell
FC Barcelona President

Parece que fue ayer cuando aparecían en cuenta gotas las opciones para que jugadores españoles llegaran a Inglaterra. Hoy casi 30 jugadores españoles han jugado esta temporada algún minuto en uno de los equipos de la Premier. Un cambio que ha tenido lugar en apenas 20 años.

Desde que jugara una temporada un histórico Nayim hasta esta campaña en la que un joven Pablo Marí le diera minutos en dos encuentros esta temporada Mikel Arteta han cambiado muchas cosas. Pero sobre todo es la mejora técnica y deportiva de los jugadores nacionales y el aperturismo entre otros a consecuencia de la llegada de entrenadores de fuera de las islas y el “caso Bosman”.

El primer español en jugar en la Premier Legue fue el mencionado Nayim. El futbolista nacido en Ceuta había contado con pocas oportunidades en el Barcelona, equipo en el que se formó. En la temporada 1988-89 sería contratado por el Tottenham Hotspurs. Se ganó el cariño de su afición, especialmente gracias a los grandes encuentros que disputó ante el Arsenal, equipo rival de la ciudad.

Anecdóticamente fue ante los ‘gunners’ con un guardameta más que conocido como es David Seaman el equipo contra el que jugó con el Zaragoza y a falta de 10 segundos para el final de la prórroga vencía el equipo aragonés al londinense. Un gol además desde más de 40 metros y realizando una parábola que se introdujo en la meta del guardameta inglés.

Desde aquel verano de 1992 hasta el de 1998 no volvería a contar la liga británica con un español. Llegaba otro futbolista de la cantera azulgrana como era Albert Ferrer. Ocho campañas con el primer equipo donde consiguió todo como jugador del Barcelona y probaría la experiencia de la Premier jugando cinco temporadas con el Chelsea. Una supercopa de Europa conseguida ante el Real Madrid.

Una temporada después llegaría al Newcastle, Marcelino Elena. El asturiano criado en la prolífica cantera de Mareo en 1995 salió de Gijón al Mallorca y de las Islas Baleares cambiaría a las británicas. Tres años jugando de más a menos antes de volver a España para jugar en el Polideportivo Ejido. Un histórico Newcastle con nombres como Shearer, Warren Barton, los guardametas Given y Stephen Harper… y como técnico entre otros Bobby Robson.

Se marcharía el central del conjunto de St. James Park y llegarían Pablo Couñago y Yordi. Dos delanteros con diferente suerte y experiencia previa. El primero llegaba de la cantera del Celta de Vigo. Lo hacía libre tras dos cesiones en Numancia y en el Recreativo Huelva. el segundo lo hacía tras jugar en el Sevilla, Atlético de Madrid y Zaragoza. De hecho, llegaba cedido al Blackburn en calidad de cedido del conjunto zaragocista.

En la temporada 2002-03 llegaba una primera hornada grande de futbolistas españoles. Volvía Yordi y llegaban nombres como Salva Ballesta, Raúl Bravo, Iván Campo, De Lucas y el guardameta Ricardo. El primero llegaba tras ser dos temporadas consecutivas Pichichi, primero en Primera con el Racing y después con el Atlético de Madrid en Segunda. Esos números le habían hecho llegar al Valencia donde consiguió la Liga, pero no marcó más de cinco goles. Su participación en el Bolton fue testimonial con seis encuentros, uno de titular.

El lateral izquierdo de Gandía llegó al Leeds United procedente del Real Madrid. Jugó cinco partidos en su experiencia inglesa en calidad de cedido. El central Iván Campo también llegaba del Real Madrid y cedido. Tan buena hizo la temporada de préstamo que se quedaría hasta la 2008-09 en el Bolton Wanderers. Quique De Lucas llegaría del Espanyol tras una buena etapa en el Espanyol y un año cedido en el PSG. No tuvo buena temporada en los ‘blues’ y volvería a España tras el final de la 2002-03, libre, al Alavés.

Un paso también testimonial, desgraciadamente, también lo tuvo el canterano del Atlético de Madrid, el guardameta Ricardo. En la 2002-03 lo fichaba Alex Ferguson del Valladolid por algo más de 2 millones de Euros. Cesión en la 2003-04 al Racing y en 2005-06volvía a su país al Osasuna donde realizó muy buenas campañas.

La ultima campaña con la llegada de españoles con cuentagotas fue la siguiente la 2003-04: Seguía Ivan Campo y llegaban el malogrado José Antonio Reyes, Javi Moreno y Gaizka Mendieta. El de Utrera llegaba tras romper la puerta muy joven en el Sevilla y hacerse un ídolo con apenas 20 años. 12 millones de Euros pagarían los ‘gunners’ al Sevilla por el extremo. Hasta 2007-08 sería propiedad del Arsenal.

Javi Moreno llegaría al Bolton cedido del Atlético de Madrid. Ya había probado la experiencia de salir fuera de España en la 2001-02 al Milan tras salir del Alavés. No tuvo mucha suerte y lo compró el Atlético por 13 millones de euros. Seis partidos en los Wanderers antes de volver al equipo colchonero. Otro que había probado la Seria A y que jugaría ese año la liga inglesa fue Gaizka Mendieta.

El mediocampista vasco llegaría al Middlesbrough donde estaría cinco temporadas. Primero lo hizo en calidad de cedido de la Lazio y tras el año de préstamo lo contrataría el club inglés.

Tras este ir y venir de jugadores españoles, la temporada 2004-05 sería la primera de una llegada importante de jugadores españoles con nombres como Hierro al Bolton, Luis García, Xabi Alonso, Núñez, Morientes y Josemi al Liverpool de Rafa Benítez, Arteta al Everton, Almunia al Arsenal y De Pedro al Blackburn Rovers. Cesc Fábregas había llegado un año antes, pero hasta esta temporada no debutó con el primer equipo. Acompañando de esta manera al guardameta Almunia y Reyes como “colonia española” gunner.

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto