Assign modules on offcanvas module position to make them visible in the sidebar.

Testimonials

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua.
Sandro Rosell
FC Barcelona President

Nos encontramos en el tramo final de la temporada y, a pesar de su regular comienzo, el Manchester City sigue vivo en las cuatro competiciones: Premier League, Champions League, FA Cup y League Cup. Por lo tanto, el equipo dirigido por Pep Guardiola tiene una oportunidad realista de ganar los cuatro trofeos.

Por mucho que Bruno Fernandes y su Manchester United se nieguen a dar por perdida la Premier League, lo cierto es que a seis jornadas de terminar la competición, el título de liga parece inevitable para el conjunto citizen y la medalla de campeón de Premier League volvería a la ciudad de Manchester. Por lo tanto, todas las miradas están puestas ahora en el cuadruplete soñado y una de las cosas a su favor es que, a diferencia de la mayoría de los otros equipos, el conjunto citizen ha estado en esta situación antes.

Ningún equipo ha conseguido la Premier League, la Champions League, la FA Cup y la League Cup en la misma temporada, pero este es el cuarto intento serio del City de ganar todos los trofeos de una en los últimos siete años. Esas experiencias anteriores de pelear por trofeos importantes debería ayudarlos en las próximas semanas, tanto por lo que salió mal anteriormente como por lo que hicieron bien.

En cuanto a la Premier League, siendo francos, el Manchester City ya la tiene prácticamente ganada. El conjunto citizen se encuentra con 11 puntos de ventaja sobre el Manchester United (el segundo clasificado) con solo seis partidos por jugar. Lo más positivo para el City es que ahora pueden permitirse el lujo de centrarse en las demás competiciones. Por ejemplo, entre la ida y la vuelta de los cuartos de final de Champions League frente al Borussia Dortmund han tenido un partido frente al Leeds de Marcelo Bielsa. Una situación perfecta para hacer rotación y así tener a los titulares frescos para la vuelta de la eliminatoria. También se enfrentarán al Aston Villa y al Crystal Palace antes y después de la final de la Carabao Cup contra el Tottenham. De nuevo, otra oportunidad para dar descanso a su equipo titular.

Sin embargo, tampoco debería confiarse demasiado el equipo de Pep Guardiola y no dejarse puntos en el camino como el pasado fin de semana contra el Leeds. El Manchester United está al acecho y está dispuesto a aferrarse en cualquier pequeña posibilidad que tengan de llevarse el título de campeón. Por lo tanto, a pesar de que la otras competiciones también son importantes, que no pierda la atención en la Premier League y que no pierdan esa gran ventaja que tienen. Cosas más raras se han visto.

En cuanto a la Carabao Cup, esta es sin duda la competición del City. Está invicto en las últimas cuatro temporadas y se encuentra en una muy buena posición para retener el trofeo una vez más. Se enfrentará en la final al Tottenham en Wembley el 25 de abril. Los Spurs fueron eliminados en Europa League por el Dinamo de Zagreb y también están fuera de la FA Cup, por lo tanto esta es su única esperanza de ganar trofeos. Debido a las irregulares actuaciones del Tottenham no encontrarás muchas personas dispuestas a respaldar al equipo de José Mourinho, por lo tanto en este clásico duelo entre Pep y Mou, es el español quien parte de favorito en esta ocasión. En cuanto a la FA Cup, tras derrotar al Everton en Goodison Park en cuartos de final se enfrentarán al Chelsea de Thomas Tuchel en las semifinales. Desde que Guardiola llegó a la ciudad de Manchester se ha tomado muy enserio las copas nacionales. No pudieron ganar este histórico trofeo la temporada pasada, pero ahora se encuentran en una posición sólida para alcanzar el éxito. Sin embargo, a pesar de haber sido el mejor equipo de Inglaterra este año, el Chelsea no será fácil de ganar. Tanto el Chelsea como el City tienen una eliminatoria de Champions tres días antes del partido de FA Cup, por lo tanto ninguno parte con ventaja de descanso. Será una eliminatoria emocionante y el City tendrá muchas ganas de enfrentarse a Leicester o Southampton en la final, si consiguen derrotar al Chelsea de Tuchel.

Y por último, la joya de la corona. El trofeo que todo aficionado citizen desea conseguir, la Champions League. No importa si ganan los otros tres trofeos, dependiendo de lo que haga el equipo de Pep Guardiola en la Champions, se juzgará su temporada de una manera u otra.

Es el único trofeo que no ha conseguido el Manchester City durante su aventura de convertirse en una superpotencia del fútbol, pero existe una ilusión y una fuerte creencia de que su momento finalmente ha llegado.

Sin embargo, esta no es la primera vez que se piensa que van a ganar y luego caen en momentos inesperados. Lo único por lo que se le reprime a Guardiola es que a menudo piensa demasiado en los grandes partidos, cambiando la formación y el sistema para las eliminatorias puntuales, que en ocasiones, ha fracasado. La preocupación aquí es que, estando en el mismo lado del cuadro que Bayern de Múnich y PSG, en caso de ganar la eliminatoria frente al Borussia Dortmund, se enfrentaría a uno de estos dos equipos en las semifinales, y ese hábito de cambio de ajuste táctico podría entrar en juego. Sin embargo, el Manchester City debería de estar entre los cuatro finalistas. después de ganar 2-1 en el Etihad Stadium en la ida de los cuartos de final al Borussia Dortmund, visitarán el Signal Iduna Park con este favorable resultado y con la misión de rematar la tarea. El conjunto alemán ha sido irregular durante la temporada y, a pesar de la presencia de Erling Haaland, el City debería imponer su juego al igual que lo esta haciendo en la Premier League.

Por lo tanto si el Manchester City consigue de nuevo ganar al Borussia Dortmund, pero esta vez como visitante, se enfrentaría a Bayern o PSG. Una prueba que el City necesita para demostrar que son dignos del éxito europeo, y la victoria probablemente les dará un oponente “más fácil” en la final con el que enfrentarse. Con la forma en el Chelsea va con Tuchel, es posible que aún tengamos una final totalmente inglesa.

No se me ocurre un final más bonito para la aventura de Sergio Agüero, que ver al argentino levantando la orejona en su última temporada en el club. Seria el broche de oro perfecto y agrandaría aún más el legado y la leyenda del Kun.

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto